Las Provincias

Elche CF

«No nos salió nada; estuvimos espesos con y sin balón»

  • Fran Escribá cree que el tempranero gol del Eibar condicionó el partido y desaprueba los pitos de la afición

El Elche se dio de bruces ante un rival teóricamente propicio para continuar con la fantástica racha del Martínez Valero y seguir de dulce tras la victoria en Vallecas. El Eibar mojó pronto la oreja ilicitana y se topó con otro gol que les fue imposible de superar a los locales. Su entrenador, Fran Escribá, aseguró tras el encuentro que siempre hay algún partido en el que sale todo al revés y fue el de anoche: «No nos salió nada, estuvimos mal y espesos con y sin balón. Nos encontramos un gol al empezar y este es un equipo con esta situación se siente cómodo».

Para Escribá, condicionó mucho el hecho de que Dani García adelantara a los suyos en el minuto 2 y pese a que los suyos mejoraron en la segunda mitad no generaron el fútbol ni las ocasiones necesarias como para haber remontado el encuentro. «No hemos tenido tampoco la pizca de suerte que se necesita para sacar adelante esto. Ellos estuvieron bien, cómodos en su situación, pero también fue demérito nuestro. Los dos mediocentros se quedaban lejos del equipo y sin jugar bien estuvimos en campo contrario pero no encontramos espacios. La segunda parte apretamos arriba y sin jugar bien dominábamos el juego y parecía que el gol iba a llegar pero no ha sido así», dijo el preparador.

El fallo defensivo y de Tyton en el segundo gol hizo que un sector del Martínez Valero pitara a algunos de sus jugadores, algo que Escribá no entiende ni comparte, pues cree que eso perjudica al equipo y les hace un flaco favor. «La gente puede hacer lo que quiera, no voy a poner un aplausómetro. También ha pitado a Coro y Damián pero creo que hacen un flaco favor. Si el rendimiento no es bueno quitaré al futbolista que sea. En el segundo gol se equivoca casi todo el mundo, si mides 1'90 si alguien tiene que caer al suelo no debes ser tu, pero somos todos culpables, no creo que solo él tenga la culpa», explicó.