Las Provincias
Elche CF

Anguix pide que se reúna la Fundación para conocer las cuentas y el patrimonio del club

El exvicepresidente del Elche Juan Anguix, el gran opositor a la gestión del presidente José Sepulcre, envió ayer un burofax al club solicitando una inminente reunión del Patronato de la Fundación para abordar «la gravísima situación económica y social» que arrastra la entidad. Anguix reaparece después de un tiempo en la sombra. Como miembro del patronato desea que este órgano, que es el máximo accionista de la entidad, se reúna de forma urgente para abordar asuntos pendientes.

Después de haber solicitado en febrero una reunión y no recibir respuesta, Anguix solicita una convocatoria para saber cuál es el estado de la auditoria, encargada hace 17 meses a Price Waterhouse y se pregunta «cómo es posible que esta empresa líder mundial haya sido incapaz de finalizarla en ese plazo». También pide un informe de las acciones penales y civiles que el Elche ha iniciado en el denominado caso Puerta 0, «en busca de responsabilidades y para que se restituya nuestra entidad del posible saqueo y desvío de dinero que se haya producido», según se indica en el burofax.

El exvicepresidente quiere conocer la situación patrimonial de la Fundación y, en concreto, «si es cierto que el dinero que la Fundación recibió por la venta de las acciones al inicio de temporada fue transferido a alguna entidad» y «por si se ha podido cometer un posible delito societario y de apropiación indebida». No olvida tampoco el caso Wakaso Mubarak y «la imputación del Elche y del presidente por un presunto delito de estafa». Anguix exige al Patronato que adopte «cuantas acciones legales, tanto penales como civiles sean necesarias para salvaguardar el patrimonio del club». El escrito fue enviado al IVF y Conselleria de Deportes.

Además, la alcaldesa de Elche, Mercedes Alonso, recibirá hoy al presidente del club, José Sepulcre. El IVF está dispuesto a intervenir como máximo accionista en el Patronato y le anunciará el nombramiento de nuevos consejeros independientes como patronos para velar por el préstamo de 14 millones que concedió en su día. Esta medida pretende fiscalizar al presidente en su gestión.